Higiene bucal

El mejor cepillo eléctrico del 2018: Guía de compra definitiva


Es cada vez más frecuente que cuando vamos al dentista para que nos hagan una limpieza bucal acaben recomendándonos comprar un cepillo eléctrico. ¿Pero de verdad funcionan tan bien como para desechar para siempre el cepillo de dientes manual?

En efecto, y según lo que indican muchos odontólogos, los cepillos de dientes eléctricos son más eficaces a la hora de eliminar la placa bacteriana, que es la causante de la inflamación de las encías, la aparición de caries y enfermedades derivadas como la gingivitis y la periodontitis.

Lo cierto es que los resultados se suelen ver en apenas un par de semanas. Los cepillos eléctricos no solo dejan los dientes más blancos sino una sensación de frescor superior, y no solo eso sino que cuidan mejor las encías, ya que llegan a sitios donde un cepillo convencional no llega.

Hay muchas otras cuestiones y ventajas relativas a los cepillos dentales eléctricos. Te lo contamos todo en este artículo, uno de los más profundos y extensos que vas a encontrar en la red acerca de este tema.

# Vista previa Producto Valoración Precio
1 Oral-B Genius 9000N - Cepillo... Oral-B Genius 9000N - Cepillo... 261 Opiniones 171,65 EUR
2 Philips Sonicare Diamond Clean... Philips Sonicare Diamond Clean... 117 Opiniones 148,25 EUR
3 Oral-B PRO 2500 CrossAction -... Oral-B PRO 2500 CrossAction -... 170 Opiniones 56,11 EUR
4 Oral-B PRO 750 CrossAction -... Oral-B PRO 750 CrossAction -... 1.030 Opiniones 29,78 EUR
5 Cepillo de dientes eléctrico... Cepillo de dientes eléctrico... 525 Opiniones desde 26,99 EUR

El mejor cepillo eléctrico que puedes comprar: Oral-B Genius 9000

Pregunta directa y simple: ¿Cuál es el mejor cepillo eléctrico que se puede comprar a día de hoy, sin importar el precio?

En nuestra opinión, ese cepillo es el Oral-B Genius 9000. Se trata del cepillo de más alta gama en el catálogo de Oral-B y reúne todas las tecnologías de la compañía.

Lee aquí el análisis completo del Oral-B Genius 9000

Para empezar, cuenta con 6 modos de cepillado, incluyendo el 3D White, para abrillantar los dientes, otro para masajear las encías o incluso para limpiar la lengua. Su sistema de cabezales intercambiables permite usar todos los cabezales de Oral-B.

Otra función destacada de este cepillo eléctrico es el sensor de presión. Este enciende un aviso lumínico en el mango del cepillo, pero no se queda ahí, sino que puede ralentizar la acción del cepillo e incluso detenerse si detecta una presión excesiva tanto en el esmalte como en las encías.

Por supuesto, el Genius 9000 tiene temporizador de dos minutos, el cual funciona también a intervalos para cada zona de la boca. Todos estos avisos los gestiona el SmartRing, una anilla de indicaciones LED que se activa con el indicador de presión, el temporizador y que muestra también la conexión Bluetooth.

Porque esa es otra de las funciones del Genius 9000, su conectividad Bluetooth. Este elemento resulta un añadido interesante porque da acceso a las funciones avanzadas, como la tecnología de detección de posición del cepillo o la posibilidad de escoger el color con el que se ilumina el SmartRing con cualquiera de los 12 colores a elegir desde la aplicación.

La batería es de iones de Litio, y ofrece autonomía de 50 minutos. En este aspecto se queda algo corto respecto al Philips Sonicare, aunque lo compensa con la inclusión de 4 cabezales distintos de repuesto, un estuche de viaje con cargador USB y un soporte para la carga de smartphones.

Oral-B Genius 9000

El precio actual en Amazon es de 171,65 EUR. Tiene 261 Opiniones valoraciones por parte de usuarios, con una puntuación media de 4.3, lo que demuestra su tremenda popularidad.

El segundo mejor cepillo eléctrico: Philips Sonicare Diamond Clean

Sin duda que uno de los mejores cepillos de dientes eléctricos es este Philips Sonicare Diamond Clean, que de primeras llama la atención por un sofisticado diseño y una apariencia muy elegante para tratarse de un cepillo dental.

Lee aquí el análisis completo del Philips Sonicare Diamond Clean

Una cosa que no nos gusta de este cepillo es que su cabezal es rígido, es decir, que no es oscilante. Pero por suerte, esto lo compensa con una tecnología sónica patentada por Philips, consistente en la emisión de vibraciones sónicas que baten la pasta de dientes y la introducen entre los dientes y a través de la línea de las encías. Todo ello además de un motor que realiza hasta 62.000 movimientos por minuto.

Este modelo trae además el cabezal Diamond Clean, famoso por disponer unas cerdas muy suaves pero de mayor densidad en el centro para eliminar las manchas de los dientes, con lo cual este cepillo tiene un efecto blanqueador que empezarás a notar al par de semanas de usarlo con regularidad.

Philips Sonicare Diamond Clean

De forma adicional, cuenta con 5 modos de limpieza: Clean, para la limpieza diaria, Gum Care, que masajea suavemente las encías, Polish, que abrillanta el esmalte, Sensitive, una limpieza muy suave para las dentaduras más sensibles y White, centrado en la eliminación de las manchas superficiales (eficaz por ejemplo después de tomar café).

Como no puede ser de otra manera en un cepillo eléctrico de alta gama como este, se dispone también de un temporizador para el cepillado global, denominado Smartimer, y otro que se llama Quadpacer, y que determina la duración óptima para cada cuadrante de la boca.

Respecto a su batería, esta es de iones de Litio, y ofrece autonomía para 84 minutos, que vienen a ser unas dos semanas si nos cepillamos tres veces al día.

El Philips Sonicare Diamond Clean tiene un precio de 148,25 EUR, y un total de 117 Opiniones opiniones con una valoración media de 4.2 en Amazon. Viene acompañado de varios accesorios, como un cargador de vidrio y forma de vaso, una funda de viaje muy elegante y dos cabezales (uno de repuesto).

Oral-B PRO 2500: Magnífico cepillo eléctrico en calidad-precio

Una alternativa aún más barata son los Oral-B de la serie Pro 2, cuya relación calidad-precio es estupenda.

Lee aquí el análisis completo del Oral-B PRO 2

Este cepillo de gama media dispone de un cabezal CrossAction oscilante que rota, pulsa y se adapta a la forma de los dientes para llegar hasta la línea de las encías, y cuenta con dos modos de limpieza, uno de limpieza diaria y otro específico para el cuidado de las encías. También hace uso de un temporizador integrado en el mango para que no te pases de los dos minutos que recomiendan los especialistas.

Para proteger las encías, el Oral-B PRO 2500 lleva un sensor de presión que se activa si detecta una presión excesiva durante el cepillado. En este caso, se ilumina una luz roja para que reduzcas la presión y dejan de emitirse pulsaciones, aunque el movimiento oscilatorio del cabezal continua.

Seguramente el punto más débil de este modelo está en su batería NiMH, que ofrece autonomía para dos semanas. Es lo único negativo en un cepillo que, por otro lado, tiene un precio muy atractivo de  56,11 EUR, con un estuche de viaje como único accesorio extra.

Rebajas

Oral-B PRO 750: Cepillo eléctrico bueno, bonito y barato

Otra muy buena opción en relación calidad-precio es el Oral-B PRO 750, un cepillo eléctrico que es prácticamente igual que el Pro 2500, pero con un modo de limpieza menos.

Así pues, el Oral-B PRO 750 dispone únicamente de un modo de limpieza diaria, que emplea, eso sí, la misma tecnología oscilante-rotatoria de sus hermanos mayores, así como también cuenta con sensor de presión y un temporizador profesional de 2 minutos.

El PRO 750 viene con un cabezal CrossAction, el cargador y un estuche de viaje, y su precio es de risa: 29,78 EUR para un cepillo que reúne 1.030 Opiniones valoraciones en Amazon, con una nota media de 4.5 sobre 5.

Rebajas
Oral-B PRO 750 CrossAction - Cepillo de dientes eléctrico recargable
Procter & Gamble - Salud y Belleza
- 17,72 EUR 29,78 EUR

Fairywill 507: Otro cepillo eléctrico muy barato

Cada vez van saliendo más alternativas a Oral-B y Philips. Una de las más interesantes es la marca Fairywill con el FW-507, un completo cepillo eléctrico con prestaciones de gama media pero a precio de gama baja.

Se trata de un cepillo con todo lo indispensable: cuenta con 5 modos de limpieza (Blanqueamiento, Limpieza, Dientes sensibles, Pulido y Masaje), un temporizador de 2 minutos y un motor que funciona a una vibración de 40.000 RPM, eliminando así la placa bacteriana de manera eficaz.

El cepillo es también resistente al agua, y viene con 3 cabezales de recambio. Estos cabezales se pueden encontrar, además, a muy buen precio. El único aspecto menos positivo es que no tiene sensor de presión y la carga se tiene que hacer a través de USB. Por suerte, la batería de iones de Litio ofrece una buena autonomía.

Guía de compra de un cepillo eléctrico

Hasta aquí te hemos recomendado los que creemos que son los mejores cepillos eléctricos que puedes comprar. Lo que viene ahora es una guía de compra extensa para que tengas más criterios a la hora de escoger uno por tu cuenta, en el caso que los que te hemos recomendado no te convenzan o, simplemente, quieras tener toda la información acerca de cómo funciona un cepillo eléctrico, la tecnología que hay detrás y los aspectos clave que hay que tener en cuenta a la hora de comprar uno.

Cepillos eléctricos vs manuales ¿De verdad valen tanto la pena?

Seguramente más de uno se preguntará si de verdad hay tanta diferencia entre cepillarse los dientes con un cepillo eléctrico o uno manual de los de toda la vida. Lo cierto es que si que hay diferencia.

Diversos estudios corroboran esto. Un estudio encargado por la propia Philips indica que se aprecia una reducción significativa en la cantidad de placa y en el sangrado provocado por la gingivitis en un plazo tan corto como 2 y 4 semanas.

Otro estudio muestra evidencia de una mejora del 11% en la eliminación de placa bacteriana en tan solo 3 meses, mientras que pasados esos 3 meses, a más largo plazo, la mejora es del 21%.

Otro estudio llevado a cabo en el 2003 concluía que existe una mejora significativa, aunque modesta, entre los cepillos eléctricos y los manuales, mientras que otro estudio posterior mostraba que esa mejora es mucho más importante, de entre un 28% y un 43%.

Aunque los estudios llevados a cabo no se ponen de acuerdo en el porcentaje de la eliminación de placa bacteriana o en la mejora de enfermedades como la gingivitis, la mayoría coinciden en que esa mejora existe en mayor o menor grado.

¿Por qué es más eficaz un cepillo eléctrico que uno manual? La primera razón la encontramos en la tecnología sónica y de oscilación que hay detrás. Hablaremos de esto más adelante.

La segunda razón es derivada de la primera. Y es que los cepillos eléctricos incluyen herramientas que hacen que estemos más pendientes del cepillado y le dediquemos más tiempo, con lo que la mejora llega incluso dejando la tecnología de la limpieza aparte.

Los beneficios de los cepillos eléctricos

  • Eliminan más placa bacteriana que los manuales por la acción vibratoria y oscilante de sus cabezales
  • Como el cepillo hace casi todo el trabajo por ti, cepillarse con ellos no supone un esfuerzo, con lo que son eficaces incluso cuando estás cansado y tienes prisa por irte a la cama
  • Cuidan mejor el esmalte dental, pues disponen de sensores de presión que nos avisan si nos cepillamos demasiado fuerte
  • Mejoran las gingivitis y periodontitis al limpiar con mayor profundidad la línea de las encías gracias a la acción sónica de los cabezales
  • Al funcionar con temporizadores, te animan a cepillarte hasta que este finalice, con lo que cumples con el tiempo recomendado
  • Los modelos de gama alta cuentan con un montón de modos de limpieza para finalidades muy diversas
  • Un gran número de cabezales disponibles para distintos tipos de necesidades, gran versatilidad para todo tipo de usuarios
  • Si disponen de Bluetooth, pueden monitorizar tus rutinas de cepillado, cosa que puede ser útil para mostrársela a tu dentista o para tu propio control diario
  • Disponen de avisos, eléctronicos o manuales, para indicarte cuándo debes sustituir un cabezal por desgaste

Desventajas de los cepillos eléctricos

  • Inversión inicial más alta. Los cepillos eléctricos son más caros que uno manual, este punto es evidente.
  • Necesidad de ir comprando cabezales de recambio, que tienen un coste similar al de un buen cepillo manual. La renovación ha de hacerse aproximadamente cada 3 meses, igual que uno manual.
  • Necesidad de tener que recargar su batería, aunque este punto, desde que se usan baterías de iones de Litio y con carga inductiva, es menos importante.

¿Cómo funciona un cepillo eléctrico?

Ahora bien, ¿cómo funcionan exactamente los cepillos eléctricos? ¿Qué tecnología emplean que es tan eficaz contra la placa?

Existen dos tecnologías principales, la rotatoria-oscilante y la sónica. Coincide, además, que son utilizadas cada una por los dos principales fabricantes de cepillos de dientes eléctricos: la rotatoria oscilante por Oral-B, y la sónica por Philips.

Si hablamos de la primera, los cabezales rotatorio-oscilantes, su propio nombre ya nos da pistas de por dónde van los tiros. Estos cabezales son pequeños y redondos, y se desplazan hacia los lados y adelante y atrás con una velocidad muy elevada. Este movimiento es el principal causante de la eliminación de la placa bacteriana.

Por otra parte, la tecnología sónica realiza una limpieza en aquellas zonas donde las cerdas del cepillo no llegan. Para ello, ejecuta un movimiento a una altísima frecuencia, batiendo primero y luego”disparando”el fluido a la línea interdental y a la línea de las encías, limpiando esas zonas de difícil acceso.

Cabezal rotatorio-ocilante

Cabezal rotatorio-oscilante

Cabezal sónico

Cabezal sónico

Pese a sus pequeñas diferencias de funcionamiento, cada tecnología hace básicamente lo mismo. Oral-B, que fue la primera en adoptar la tecnología rotatorio-oscilante, también le ha añadido un sistema de pulsaciones que empuja la pasta hacia la línea interdental y las encías, algo muy similar a lo que hacen los cabezales sónicos.

Por otra parte, la tecnología sónica, cuya marca más conocida en emplearla es Philips, también cuenta con la ayuda de una vibración del cabezal a una altísima velocidad, lo que le permite remover la placa bacteriana cuando entra en contacto con las cerdas del cepillo.

Oral-B o Philips ¿Cuál es la mejor marca?

Los dos principales fabricantes de cepillos eléctricos son Oral-B y Philips. Aunque con sus diferencias, ambas son buenas marcas e igual de recomendables.

Oral-B usa como principal reclamo su tecnología rotatoria-oscilante. Durante años, esta ha sido considerada como la más eficaz en la destrucción de placa, hasta que Philips empezó a comerle terreno y Oral-B añadió a su fórmula un sistema de pulsaciones que, a efectos prácticos, hace lo mismo que la tecnología sónica de Philips.

Philips usa como reclamo su sistema de limpieza sónica, y en este campo le lleva algo de ventaja a Oral-B. Por otro lado, se tiene la creencia que Philips es menos eficaz eliminando placa porque sus cabezales no tienen forma redonda y no se adaptan tan bien a la forma del diente. No obstante, compensan esto con una velocidad vibratoria superior a la que tiene Oral-B.

A efectos prácticos, Oral-B y Philips Sonicare son igual de eficaces en cuanto a limpieza, pues ambas son potentes eliminando placa y ambas utilizan un sistema sónico que filtra pequeñas burbujas de pasta en las encías y las líneas interdentales.

Luego hay otras diferencias entre ambas compañías. Por ejemplo, los Sonicare de Philips suelen tener mejores baterías, tanto en autonomía como en longevidad, y la app de Sonicare y la conectividad Bluetooth en los modelos que la tienen es mejor, más útil y más completa. Por contra, únicamente los Sonicare de gama alta incorporan un sensor de presión, y además estos modelos son algo caros.

Si hablamos de Oral-B, estos tienen la ventaja de ser algo más baratos que los Sonicare en todas las gamas, y todos los cepillos cuentan con temporizador y sensor de presión, que son dos elementos básicos en un cepillo de dientes eléctrico. Por contra, la tecnología Bluetooth solo está aprovechada en la gama más alta, mientras que en otros modelos resulta prescindible. También son cepillos menos elegantes, con una apariencia más básica y generalmente con peores baterías.

Respecto a los recambios de una y otra, podría decirse que los cabezales de recambio de oral-B son un pelín más baratos, aunque la diferencia tampoco es demasiado grande.

Características a tener en cuenta al comprar un cepillo eléctrico

Está claro que lo primero que mirarás de un cepillo eléctrico a la hora de comprarlo es el precio. Dependiendo de tu presupuesto, puedes aspirar a comprar un cepillo mejor o peor, con más o menos características. Pero, independientemente del precio, está bien que sepas qué características se pueden tener en cuenta a la hora de comprar un cepillo u otro.

Nosotros queremos explicártelas todas, de mayor a menor importancia. Probablemente, una de las que más miran los usuarios que compran un cepillo eléctrico por primera vez, es la batería. Algunos cepillos eléctricos, sobre todo los de gama baja y los más antiguos, equipan baterías de NiMH (Níquel hidruro metálico), cuya durabilidad no excede, generalmente, los dos años. El problema es que los cepillos eléctricos, al tener un diseño estanco para usarlos con agua, no permiten la sustitución de la batería, así que en cuanto se muera la batería, habrá que tirarlo y comprar otro cepillo nuevo.

En cambio, las baterías de iones de Litio son más longevas, tanto en autonomía como en durabilidad. Los que tienen baterías de iones de Litio (como la de los móviles) tienen mucho más aguante, y aunque la autonomía del cepillo se degradará con el tiempo, la batería tendrá una vida útil que alcanza sin problemas los 5 o 6 años.

qué cepillo eléctrico comprar

Otra función que se busca mucho es el sensor de presión, un mecanismo por el cual el cepillo te avisa cuando detecta que estás ejerciendo demasiada presión en el cepillado. Esto es importante para evitar la erosión del esmalte dental, algo que con los cepillos manuales es mucho más complicado de controlar. La alarma consiste en un aviso visual, generalmente mediante una iluminación LED, un aviso acústico y la reducción de la intensidad de la vibración.

Otra característica que también debe tener tu cepillo eléctrico es el temporizador o el control de zonas. La mayoría de cepillos de dientes eléctricos traen un control de tiempo de 2 minutos, que es el tiempo recomendado por odontólogos para una limpieza eficaz de los dientes. Este temporizador emite una señal o una vibración cuando se alcanzan estos dos minutos. Luego está el control por zonas que también incorporan algunos cepillos eléctricos, y que hace vibrar el cepillo cuando toca cambiar de cuadrante (se divide esta en cuatro: los lados inferiores derecho e izquierdo y los lados superiores derecho e izquierdo).

Los 4 principales elementos que se suelen tener en cuenta a la hora de comprar un cepillo eléctrico son el precio, la batería, que incluya sensor de presión y que tenga temporizador de 2 minutos.

El siguiente elemento que suelen priorizar los usuarios que compran un cepillo eléctrico por primera vez es el número de modos de limpieza. Ahora mismo hay en el mercado cepillos de dientes eléctricos con hasta 6 modos, y otros con tan solo un único modo de limpieza.

Si lo único que quieres es cepillarte los dientes con una limpieza básica, te basta con comprar un cepillo con un solo modo de limpieza, pero si estás interesado en mejorar tu salud bucal y tener la posibilidad de realizar otro tipo de acciones, como el blanqueamiento de los dientes, masaje de las encías o limpiezas mucho más profundas, seguramente te interese disponer de varios modos de limpieza.

Luego está el tema del Bluetooth. Mucha gente se sorprende de que un cepillo eléctrico disponga de este tipo de conectividad. ¿De verdad es útil? ¿Cómo funciona? ¿Para qué sirve?

Básicamente lo que hace el cepillo es sincronizarse con una app para móviles y tablets, quedando registradas las veces que nos hemos cepillado y durante cuánto tiempo, mostrando avisos cuando salta el sensor de presión o mostrando en pantalla el temporizador de una forma visual. Estas apps también disponen de consejos, programas de limpieza y objetivos para mejorar tu salud bucal.

Estas funciones tienen una utilidad dudosa, pero sí que existe una función, reservada para los modelos de gama alta, que sí es realmente interesante, y es la detección de posición. Esto es un sensor que lleva incluido el cepillo y que identifica la posición del cepillo con respecto a tu boca, pudiendo así monitorizar en tiempo real tu cepillado; mediante una guía visual en pantalla, puedes saber a qué zona de tu dentadura le has dedicado más tiempo y si hay alguna zona que te has olvidado de cepillar.

Por último, otro elemento a valorar es la cantidad de accesorios y extras que vienen junto al cepillo en el kit de compra. Hay kits que son algo caros pero incluyen extras muy útiles como un estuche de viaje con USB de carga, un mango adicional y cabezales de recambio.

Los recambios de los cepillos de dientes eléctricos

Los cepillos de dientes eléctricos aportan numerosas ventajas y beneficios a nuestro cepillado diario, pero sus cabezales deben sustituirse con la misma frecuencia que un cepillo manual: 3 meses, el tiempo recomendado por los especialistas. De hecho, algunos cabezales tienen filamentos con un tinte especial que se destiñe conforme se va utilizando, de manera que cuando pierden todo su color significa que ha llegado la hora de reemplazarlos.

Así pues, tendrás que preocuparte de ir reemplazando el cabezal cada 3 meses aproximadamente. Afortunadamente, los repuestos son baratos, y lo bueno es que los hay de muy distintos tipos, en función de lo que quieras: hay cabezales blanqueadores, otros con una acción antiplaca más potente, otros más delicados para las encías, etc.

Otra cosa que has de saber es que la mayoría de cabezales de repuesto son compatibles con los cepillos eléctricos de una misma marca. Es posible que haya algunos cabezales que no funcionen con los cepillos de gama baja, pero la mayoría deberían poder hacerlo. Antes de comprar tu cabezal de repuesto, asegúrate que es compatible con tu cepillo.

Cabezales de repuesto Oral-B

Cabezales de repuesto Philips

Afeitado y recorte
Braun Cooltec: afeitadora con tecnología de enfriamiento activo
Afeitado y recorte
Los mejores cortapelos profesionales y domésticos
Afeitado y recorte
Panasonic ES-ST25: la gama de entrada a las afeitadoras de Panasonic
Actualmente sin comentarios

afeitadoraselectricas.es te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por José Noguera Morillas (afeitadoraselectricas.es) como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar la solicitud que realizas en este formulario de contacto. Legitimación: Consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de DigitalOcean (proveedor de hosting de afeitadoraselectricas.es) fuera de la UE en EEUU.  DigitalOcean está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, cuya información está disponible aquí, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Ver política de privacidad de DigitalOcean. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en [email protected] así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: http://www.afeitadoraselectricas.es, así como consultar mi política de privacidad.